viernes, 9 de mayo de 2014

Necker Island

  

At the edge of the ocean.

I have heard this music before,
said the body.

A la orilla del mar.

Ya he escuchado esta música antes,
dijo el cuerpo. 





Keep some room in your heart for the unimaginable.

Deja espacio en tu corazón para lo inimaginable.





Sometimes, I need only
 to stand wherever I am 
to be blessed.

A veces, sólo tengo que quedarme de pie, 
dondequiera que esté, 
para sentirme bendecida.



MARY OLIVER 
Fotos: Necker Island, British Virgin Islands

4 comentarios:

  1. Tenemos que obligar a la realidad a que responda a
    nuestros sueños, hay que seguir soñando hasta
    abolir la falsa frontera entre lo ilusorio y
    lo tangible, hasta realizarnos y descubrirnos
    que el paraíso estaba ahí, a la vuelta
    de todas las esquinas.
    Julio Cortázar.

    Preciosa entrada, una vez más.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Querida Eva: La verdadera maravilla de esta entrada es que yo misma he hecho esas fotos. Yo misma estuve durante quince días rodeada de ese intenso azul turquesa y de esa paz. Nunca imaginé que la vida me iba a dar la oportunidad de visitar Necker Island, una de las Islas Vírgenes Británicas, un verdadero paraíso en la Tierra.
      Cortázar está en lo cierto: las fronteras son falsas. Somos nosotros los que las construímos, y nos alejamos así de la felicidad. No hay límites, Eva. Yo lo sospechaba, pero al fin lo he podido comprobar. Efectivamente, hay que seguir soñando.
      Otro abrazo para ti.

      Eliminar
  2. Qué mejor manera de retomar el blog que con estas fotos y estas palabras!.Sé que tienes una preciosa canción como banda sonora en vuestras salidas al mar...Te voy a dejar aquí la que yo estoy escuchando mientras miro ese increíble mar azul acomodada en una de las sillas de madera.
    https://www.youtube.com/watch?v=KbD2NkLqbnE

    Un besazo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Muy inspiradora también tu banda sonora.
      Aunque el mar, como sabes, tiene su propia música. En el fondo, no hay nada mejor que sentarse en silencio a escucharla. Como dice Mary Oliver, es una música que nuestro cuerpo recuerda muy bien. Nos mece y nos acuna. La mejor y la más auténtica de las bandas sonoras.
      Besos guapa.

      Eliminar